Fecha 7: El que hace el gol, gana

Hebraica visitó a Jorge Newbery en Villa Real el viernes por la noche por la séptima fecha del certamen. En un partido parejo y de bajo nivel en cuanto a juego, el equipo local golpeó en la mitad del segundo tiempo y defendió la ventaja en el final. Un encuentro cerrado que tenía destino de victoria para el equipo que rompiera el cero. ¡Vamos Hebraica!

Para-Cronica


Cuando las derrotas se acumulan, los errores parecen ser mayores. Los resultados no ayudan y el trabajo para mejorar se observa de otra manera. Este viernes la única intención de Hebraica era cortar la racha adversa en su visita a una cancha siempre complicada, pero no encontró ideas en ataque y Newbery aprovechó la primera diferencia en un encuentro con pocas luces.

Quinteto titular con Nico Kravetzky en el arco (su primer encuentro en la temporada), Pablo Pastor, Gastón Broggia y Gabi y Mati Edelstein. Ingresaron Elio Giupponi, Fede Entenberg, Rodri Escosteguy, Lauti Franco y Franco Castrilli. Completaron el banco Maxi Jarast, Ari Birencwaig y Fede Arruguete.

El primer tiempo tuvo una gran atajada de Nico y un penal desviado para Jorge Newbery y un tiro libre que pasó muy cerca ejecutado por Mati Edelstein para Hebraica. El 0-0 reflejó las intenciones de mantener el orden y buscar espacios por parte de ambos equipos, en una cancha donde una presión alta efectiva actúa como decisiva en la recuperación de la pelota.

En la parte final recién a los 8 minutos, el local capturó un rebote en el área para gritar el 1-0. Cuatro minutos mas tarde aumentó la diferencia en una arriesgada salida defensiva del visitante. La distancia de dos goles parecía enorme en un encuentro de esos típicos donde el ganador es quien grita el primero, pero Pablo Pastor aguantó la pelota arriba y asistió a Gastón Broggia para el descuento. Hebraica intentó y tuvo sus chances  pero nunca se sintió cómodo ni estuvo fino en el toque final. Quizás debió haber tenido una sexta falta favor con dos jugadas polémicas que los jueces decidieron no cobrar, pero en ataque no logró generar esa preocupación necesaria para levantar el partido. En los segundos finales, Newbery gritó el tercero de contraataque después que Pablo Pastor pidiera penal en el área rival.

Una derrota que se convierte en la tercera consecutiva y que abre interrogantes para trabajar en busca de la tranquilidad y el objetivo principal que el equipo se propuso en el inicio del campeonato. El camino es largo y más que nunca se deberá aprender de estas caídas para encontrar el juego y las variantes que se necesitan para revertir la historia.
El próximo sábado será el turno de recibir a Villa La Ñata en Pilar con la misión de volver a la senda de la victoria. ¡Vamos Hebraica!

Por Ariel Edelstein.

Resul-1ra

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s